Top Gamers Academy

La idea de una academia de videojuegos me sonaba bien. En su momento vi la serie Video Games High School y me pareció divertida e interesante, así que tenía cierto interés.

Tampoco es que tuviera mucha confianza en este reality que va a recrear una academia de jugadores durante ocho semanas siendo apadrinados por famosos youtubers, pero el resultado ha superado todas mis expectativas.

Los famosos Youtubers son El Rubius, Willyrex y TheGrefg y se supone que mentorizan cada uno de ellos a un equipo de concursantes.

Además hay tres managers de equipo y luego los tres equipos de ocho concursantes que irán variando durante las primeras tres semanas. Además, cada semana se eliminará al peor y será sustituido por uno de los tres reservistas.

A partir de la cuarta semana ya serán equipos definitivos y se eliminarán a tres concursantes en cada programa. 

Esto lo presenta Jordi Cruz, el antiguo presentador de Art Attack del canal Disney.

Los juegos con los que competirán son Fortnite, Clash Royale y Gran Turismo 5 y tienen profesores de cada juego.

Se emite cada semana, el domingo, en Neox.

Hasta aquí la teoría. 

Lo que yo vi ayer no tenía mucho que ver con eso.

Fue un programa prólogo que consistió en presentar de la forma más desganada posible a los 21 concursantes.

Después de algún chiste de vergüenza ajena por parte del presentador pasaron a la formación de los equipos  y esto fue aún más desganado. El Rubius pasaba de todo y la coordinación con Mangel su manager de equipo era inexistente, de ni acordarse de los nombres de los concursantes que querían para su equipo ni importarle en lo más mínimo. Algo mejor Willyrex y el único que parecía no estar catatónico The Grefg, le dio algo más de interés.

En cuanto a los concursantes, y flipé con que, cuando se presentaron casi ninguno parecía tener mayor afición a los videojuegos. De hecho alguno parecía que se presentara a Master chef por como explicaba su pasión por la cocina. 

Captura 

De hecho me hizo gracia que en la academia les han puesto una mesa de billar, una de ping-pong, una de hockey y varias recreativas con varios juegos cargados. Pues cuando intentaron jugar dos de los pro gamers, no consiguieron descubrir cómo se iniciaba el juego. Dos compañeras suyas no tuvieron más problema.

En cuanto a jugadores y jugadoras son diez chicos y once chicas. 

Poco más hay que contar, fue aburridísimo, no hubo un minuto de videojuegos y los youtubers estuvieron más bien en coma, no aportaron nada de nada. Fue realmente triste.

Supongo que para hacerme idea de si realmente merece la pena, aporta algo al mundo de los videojuegos habrá que esperar al próximo programa, aunque se puede seguir el día a día por twitch a lo Canal Gran Hermano, para ver si esto son 18 jovencitos encerrados en una casa o tiene algo que ver con videojuegos y descubrir porqué los tres mentores tienen muchos más millones de seguidores que espectadores juntan todas las cadenas de televisión porque el supuesto carisma estaba en modo off. 

Por el momento, me quedo de lejos con la serie Video Games High School, una serie sobre una academia de videojuegos divertida, interesante y con buenos personajes.

Saludos fremen