The Sandman Los Cazadores de Sueños de Neil Gaiman y Yoshitaka Amano

escanear0001

No creo que descubra nada nuevo si digo que Neil Gaiman es uno de los mejores narradores de historias de esta era. Salvó la década de los 90 de que fuera una pesadilla completa gracias a Sandman, uno de los cómics más interesantes que se pueden leer. Diez años después de su creación, ya consagrado como un escritor de enorme éxito, Neil Gaiman volvió a su creación pero esta vez con un cuento ilustrado por Yoshitaka Amano.

escanear0002
El estilo cambia dependiendo de lo que se cuenta. Aquí el uso del negro ayuda a transmitir la maldad del personaje

 

Este artista es enormemente popular en Japón por su obra en los videojuegos, el anime y las ilustraciones de novelas y para todos los seguidores de Final Fantasy en el mundo pues fue el responsable del diseño artístico así como el diseño de personajes, monstruos y logo en los primeros Final Fantasy y ha continuado colaborando en la saga desde entonces.

Aunque es un artista multidisciplinar, no hace cómics y lo que propuso cuando le ofrecieron colaborar con Gaiman fue ilustrar la historia. Al escritor le pareció bien y adaptó una preciosa historia de una raposa, un monje y un onmyoji. Aquí Morfeo no es el protagonista principal, de hecho su participación en la historia comienza bien avanzada esta. 

Es un precioso cuento trágico que empieza como una apuesta entre un tejón y una zorra y se convierte en una historia de amor y de venganza. 

Según cuenta el propio Gaiman en un epílogo que vale su peso en oro, leyó una historia muy similar del volumen Fairy Tales del reverendo B.W. Ashton y en la historia introdujo a sus personajes y algunos cambios para contar la historia.

Sin embargo, a la manera de Cervantes, en realidad no existe ni el libro ni B.W. Ashton sino que la historia es original de Neil Gaiman y le dio ese origen folclórico casi en un ejercicio de humildad y en un juego con sus lectores.

escanear0003
Otras ilustraciones son bellísimas y luminosas, como esta

 

La historia está contada como una fábula y a cada página de relato le acompaña otra ilustrada. Estas son muy variadas. Algunas son casi monocromáticas, a base de pinceladas negras para recrear cuando algo sucede de noche o algo especialmente oscuro sucede, junto a increíbles ilustraciones con unos colores brillantes y luminosos por ejemplo para presentar a la raposa o el mundo onírico de Sandman, por ejemplo. 

escanear0004
Morfeo, Oneiros… tiene muchos nombres y muchas formas pero Sandman sigue siendo único

 

La edición de Norma Editorial está cuidadísima. Sobrecubierta, tapa dura, muy buen papel, ilustraciones en altísima calidad y epílogo del propio Neil Gaiman. Merece mucho la pena buscar esta edición aunque más recientemente lo publicó ECC ediciones solo que en rústica. Es una buena alternativa a falta de la primera.

A los veinte años de la publicación del primer número de Sandman P.Craig Russell tomó el guión de Neil Gaiman y convirtió la historia en un cómic. Russell es un maravilloso dibujante y hace un gran trabajo, eso es indiscutible. Sin embargo, la delicadeza y sensibilidad que transmiten las ilustraciones de Yoshitaka Amano pesan demasiado en el recuerdo para apreciar con toda justicia el trabajo de Russell.

Una preciosa historia de Sandman que, como todas sus historias, va mucho más allá de contar las aventuras del Eterno. 

Saludos fremen