Retro-análisis: Super Battletoads.

Bueno es curioso que de los últimos títulos que he estado jugando termine hablando de este, pero digamos que la ‘’vena retro’’ siempre está en mi, y me lo he pasado genial con el mismo.  Además que se me vino a la retomar este título de la gran saga que es Battletoads, luego de ver un video sobre el trabajo de David Wise. Por ello hoy analizare el único título de la misma para recreativas, con ustedes:

Battletoads

Este título fue desarrollado por Rare allá en el lejano año 1994, en los tiempos que la compañía daba a luz a muchas grandes obras del sector, el mismo fue publicado por Electronic Arts cuando tenían un poco más de ‘’corazón’ ’ (curioso mezclar estas dos compañías en un antes y un después). Este título es el último título que se ha publicado sobre las aventuras de estos batracios, y se caracteriza por tener un tono más oscuro y poseer mayor cantidad de violencia en comparación a los otros títulos, ya sea al momento de aniquilar (literalmente) a los enemigos, hacerlos vomitar, corroerlos con ácido o en la misma paleta de colores que adopta unos colores más sobrios. En retrospectiva se le ve como un precursor en el tinte presentado de lo que sería el juego de Nintendo 64, Conker’s Bad Fur Day.

Básicamente nos encontramos ante un título perteneciente al género Beat ‘em up (uno de mis géneros favoritos), donde debemos avanzar a través de los escenarios eliminando a los multitudes de enemigos que nos atrapan. Contamos con la posibilidad de tomar ciertas armas de los enemigos y cada cierto tiempo aparecen moscas que debemos comer para recuperar nuestra barra de vida (como toda buena rana). Contamos con nuestros tres clásicos personajes de la saga: Rash, quien es el más rápido pero el más débil; Zitz quien es el personaje equilibrado y Pimple, el más fuerte y lento. Contamos con la posibilidad de disfrutar del juego, ya sea de un jugador o hasta tres jugadores, siendo una novedad en la saga.

Cada etapa del juego comienza con una llamada de amenaza del jefe de la misma, y el argumento del juego no avanza más allá de que los Battletoads tengan que frustrar una vez más los planes de la Reina Oscura de dominar el mundo. Aunque curiosamente es uno de los pocos juegos donde la Reina Oscura no es el Final Boss (junto con la entrega de Game Boy). El juego cuenta con seis etapas, de las cuáles cuatro se juegan con el estilo clásico, una es un nivel vertical y otra es algo más parecido a un Shoot ‘em up, lo que aporta mayor dinamismo al juego. La duración es básicamente corta (alrededor de una hora) al ser un juego arcade, por lo que lo compensa la dificultad del mismo que en esos años era norma, pero que hoy resulta algo difícil, aunque la curva de dificultad va in crescendo durante la aventura, principalmente la dificultad asciende bastante durante los combates contra los jefes finales.

Battletoads2

Gráficamente el juego presenta sprites bastante definidos con respecto a lo que se podía ver en las entregas en consolas, con un acabado gráfico más cuidado, peca de repetir un poco la ambientación de las naves espaciales, pero compensa con lo variado de los otros entornos, la nieve, una mansión y una cueva. El juego cuenta también con una buena variedad de enemigos y muchos de ellos pueden aparecer en pantalla, además que el juego no sufre ante la existencia de mucho de ellos en pantalla.

En cuanto al apartado sonoro como era habitual en aquellos años es obra de David Wise (compositor de Rare, creador de muchas de las melodías famosas de los Donkey Kong Country). La misma está muy lograda y tiene ese típico ambiente enérgico de la serie Battletoads, destacan bastante algunos temas como el de la mansión de la Reina Oscura y el de la primera etapa, con gran presencia de guitarra eléctrica y las típicas trompetas que Wise suele agregar a sus melodías. Los sonidos FX están muy logrados los tres personajes principales tienen ‘’voces’’ diferenciadas entre sí, los sonidos para los golpes, las explosiones y otros efectos como láseres cumplen muy bien su cometido.

En mi opinión se disfruta bastante el juego, más aún si uno lo juega acompañado por otra u otras personas, pero a  mí gusto el juego tiene un final muy apresurado y carente de emoción, pareciendo una simple etapa más que al terminarla te das cuenta que has llegado a los créditos, algo que resulta bastante decepcionante, estando acostumbrado a enfrentamientos más importantes como el último nivel de Battletoads and Double Dragon. Por lo demás cumple como un gran Beat ‘em up, que debe ser jugado, pero que queda ciertamente corto frente a otras propuestas del género y de esa última época de auge que presentaron las recreativas.

Buen juego que no termina de ser redondo, quedándose a medio camino en algunas cosas.

Nota: 7,5

Hasta aquí la entrada del día de hoy, espero que haya sido de su agrado y nos vemos en una próxima entrada. Saludos!.

Zhols

Estudiante de Pedagogía en Historia y Ciencias Sociales. Amante de los videojuegos y los cómics. Vive en el sur de Chile.